martes, 25 de octubre de 2011

Bigott - The Orinal Soundtrack (2.011)

Hay talentos que resultan insultantes para el resto de los mortales, y no solo por los magníficos resultados obtenidos, sino también por la extrema sencillez con que parecen haberse desarrollado. Y sí, es verdad, llevamos unos cuantos años poniéndonos muy pesados con la sólida obra de este maño, pero parece que tanto clamar en el desierto empieza a servir para algo. Bigott atesoran una discografía envidiable que logra redondearse del todo con este “The Orinal Soundtrack”. Un quinto disco que sigue la senda trazada en el anterior, pero ampliando incluso la paleta de la variedad y el descaro. Apelativo este último indisociable al personaje creador que, con su mente pentapolar, es capaz de trazar melodías de esas que se quedan instaladas con facilidad en la mente del oyente, apuntaladas por un inglés tan macarrónico como simpático. Canciones inapelables que se sirven de texturas de lo más variadas como: el tecno-pop (“Cannibal Dinner”) el folk más poppie (“God Is Gay”) el ritmo sincopado de la conga (“Turkey Moon”), la épica pop (Endlessly), el lenguaje más cinemático y baladístico (“Bar Bacharach”), dando pie a un disco que pasa como un suspiro y al que quieres regresar en cuanto finaliza. Mención aparte merecen el sentido del humor de las letras y la descarada afición a los juegos de palabras en busca de la provocación o la sonrisa.

Escúchalo en: Spotify
Reseña de: Don Disturbios (para Mondosonoro)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...