miércoles, 8 de junio de 2011

Arctic Monkeys - Suck it and see (2.011)

Cuando una banda alcanza los niveles de notoriedad ostentados por Arctic Monkeys debe asumir con naturalidad la obligación de refrendar virtudes en cada nueva entrega, demostrando que merece (y mantiene) tal estatus. El cuarto disco de los de Sheffield no sólo supera sobradamente el reto, sino que confirma al cuarteto como la formación británica más talentosa de su generación. “Suck It And See” es un álbum de maneras tradicionales, en plena resolución de esa fórmula que conjuga contundencia y distinción en codiciado equilibrio. Cortes como “Brick By Brick”, “Library Pictures”, “Don't Sit Down 'Cause I've Moved Your Chair” o “All My Own Stunts” inciden y mejoran aquel rock áspero y musculoso protagonista en “Humbug” (09) -legado de un Josh Homme que ahora cede la totalidad de la producción a James Ford-, compartiendo espacio con pop oscurecido en base a muros de guitarras y deudor de grupos como Echo & The Bunnymen en "That's Where You're Wrong", “Love Is A Laserquest” o “Reckless Serendade”. La inteligente elegancia interpretativa del vocalista Alex Turner lidera un conjunto de canciones entonadas con más convicción, porte y resolución que nunca, aunando el clasicismo de David Bowie, Scott Walker o Ray Davies, con la agresividad de Nick Cave. Los británicos firman un disco atemporal en el que la euforia juvenil de sus inicios canaliza definitivamente hacia una enérgica consagración, sin perder aquella característica dosis de descaro que hace seis años les distinguió entre sus contemporáneos.

Escúchalo en: Spotify
Reseña de: Raúl Julián (para Mondosonoro)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...